Posteado por: Mario Enrique Sánchez | noviembre 18, 2008

¡Oish! Ahí viene el mala copa

300x200smalacopa2

“¡Obviamente no pudo faltar el mala copa!”

La fiesta no es fiesta sin el mala copa, descrito como aquella persona que se pasa, pero de copas, y que agrada o amarga a los presentes con sus singulares picardías.

Exceso de alcoholes + emociones = mala copa

Se dice que a todos nos ha pasado y no tiene que ver con cantidad, pues hay quienes con un par de copas tiene para deschavetarse de lo lindo; es tan impredecible que hasta hay clasificaciones de mala copa, los hay “pelioneros”, vomitones, necios, cariñosos, llorones y hasta cochinos (los que pierden los cabales intestinales).

No muy pedo, no muy hasta la madre… simplemente happy

Con o sin conciencia de sus actos, suelen ser tan divertidos y espontáneos como el chico Happy, quien se puso a escribir en un día de farra; así, podemos leer sus reflexiones sobre el estado feliz. Este chico es un campeón pues pudo abrir Word, según él, para evitar las faltas de ortografía.

Otros, a pesar de su estado, logran marcar el número “incorrecto” en la madrugada para cerrar con broche de oro; no obstante, el mala copa se “empeña” en tareas que van desde enviar mensajitos por celular hasta la fantástica hazaña de escribir un mail.

A su alrededor todo es diversión, si sólo fueran graciosos, pero no les insistas, pues de la alegría pueden pasar al enojo y la imprudencia; veamos, por ejemplo, a aquellos que se “echan” en sentido contrario o que se ponen al brinco cuando los detiene la poli.

¡Qué Dios nos libre de la mala copa!

Para muchos es un mal necesario o un estado inevitable, lo cierto es que muchas veces provocan pena ajena y es en esos momentos cuando pensamos, ¿a poco yo también soy así cuando ando pedo? ; lo cierto es que una mal llevada “malcopez” trae problemas, te cuesta más de unos pesos y, lo peor, siempre regresas a la cruda realidad.

El no saber tomar, como dice nuestro amigo el Tlacuache, nos puede hacer pasar por todos los estados anímicos en una noche de copas una noche loca. Y esa es la historia de cada fin de semana, donde puedes ser tú el próximo mala copa y volverte famoso si eres captado por alguna cámara indiscreta, si no pregúntale a Fabiruchis.

Y tú, ¿malcopeas? ¿Qué tipo de mala copa eres?

fuente:
tva.com.mx


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: